NUESTRA PASION PROVIENE DE UNA ANTORCHA QUE VOMITA FUEGO OSCURO. ILUMINANDO NUESTRO DESOLADO CALABOZO.
 
AQUEL AMOR DIBUJA NUESTROS CUERPOS DESNUDOS ENTRE LA LAVA ARDIENTE, HACIENDO RECONOCER NUESTRO DIABOLICOS MOVIMIENTOS.
 
NOS HACE DESPRECIAR LAS SENSACIONES DEBILES, AQUELLAS QUE FUERON SEPULTADAS EN LAS PAREDES POR LAS LETRAS IGNEAS QUE SE TALLAN VELOZMENTE EN LAS PAREDES ANTIGUAS DE NUESTRO PANDEMONIUM.
 
ENTRE EMPOLVADAS LAPIDAS FORMAMOS POESIAS DE RECUERDOS INNATOS A NUESTRA MALDAD, LOS MUERTOS SON NUESTRAS PLUMAS, Y LA SANGRE DE LA NOCHE ES LA TINTA CON LA QUE ESCRIBIMOS.
 
CUERVOS GUARDIANES DE ESTOS VIEJOS ARBOLES QUE HAN SIDO LOS ORFANATOS DE ESTA TIERRA SEPULCRAL, IMPLORAR PARA QUE NOS ACOGAN TEMPORALMENTE EN SU RECINTO INFERNAL. 
 
DEL CALIZ DEL MAL BEBEREMOS HASTA DUDAR DE LOS PRINCIPIOS DEL MAL. CREEAREMOS NUESTRO PROPIA OSCURIDAD, Y EN EL DOLOR  DE LAS HERIDAS, HAREMOS AQUEL NIDO EN DONDE DEPOSITAREMOS LA LUJURIA QUE AZOTA NUESTROS ARDIENTES CUERPOS.
 
Y ALGUN DIA VOLVEREMOS A AQUEL REINO DEL CAOS OCULTO, EN DONDE PERMANECEN NUESTRAS SOMBRAS, ESPERANDONOS Y DEVORANDOSE ENTRE SI, VIOLANDO A LAS OLAS DE FUEGO, Y MALDICIENDO LA FRIA SUSTANCIA QUE TRATA DE APAGAR NUESTRO VIOLENTO AMOR.
 
 
Anuncios