nadie siente atraccion por mis hibridas criaturas
sensuals curvas poseen, cuernos dispuestos a penetrar la carne y la ilusion
sus ojos son cristales sin limpiar, llenos de tierra humeda,
ven en ellos caras sucias.
rechazados con maldad pura.
 
decidi vestirlos con un manto fino de seda,
pero sus anatomias se negaban,
sus pequeños pies quisieron seguir pisando la lava del desprecio.
 
es mi decicion mutilar mis brasos,
cocer mis pieles falsas,  
tatuar mi simbolo esoterico en mi renovado cuerpo  
un engendro  corporal que mis vastagos me ayudaron a procrear
 
soy una fea chica remendada más
con frias y ahogadoras mascaras en el rostro,
poseyendo adoptados sentimientos
jugando en mi demente jugueteria,
en donde las bombas estallan partes del cuerpo,
y las luces nos dejan ciegos ante los manjares ajenos que pocas personas del escaso publico nos suministran.
Anuncios